Fotografía de CÉSAR TAMARGO

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

viernes, 14 de octubre de 2016

Dennis Ávila: La infancia es una película de culto (1):



II

Luego de ser minero
mi abuelo paterno
cuidó un colegio por treinta años.

Cuando dormía se convertía en perro
para que los alumnos
no se atreviesen a saltar
el muro que protegía sus exámenes.

El día de su muerte
un brujo bajó de las montañas
y abrió su boca
para tragar los poderes
del hombre
más sencillo del mundo.







IV

No conocí a mi otro abuelo;
fue asesinado
en mil novecientos setenta y seis.

Matarlo fue la única forma
de callar su revolución.

Hombre visionario,
fundó la escuela
y el centro de salud en su comunidad.

La autopsia a su Ford
reveló ochenta perforaciones de bala:
solo una le tocó el corazón.

Aunque no pudo abrazarnos
es el abuelo de treinta y siete nietos,
árbol ancho y grueso
en el que caben todas nuestras sombras.



Dennis Ávila. La infancia es una película de culto. Ediciones Perro Azul, Julio 2016. Prólogo de Fabricio Estrada. Diseño de portada: Carlos Aguilar Q.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.