Diseño de portada: INÉS PRADILLA sobre una Fotografía de JOSÉ MARÍA PÉREZ FERNÁNDEZ

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

viernes, 25 de septiembre de 2015

Summer Wine:




Qué duda cabe. No tengo dónde caerme vivo. Pero soy un hombre afortunado, después de todo. Ayer, por ejemplo. Asistí al recital de Sara Torres en El Bello Verano. Y ese ya es motivo más que suficiente. Tener el privilegio de escuchar los poemas de Sara. Su voz hipnótica. Verdadera:




Me fui después, con Laura Fjäder, con mi ejemplar de La otra genealogía, dedicado por esta gran poeta (Gracias), al Toma 3. Llegamos poco antes de que diera comienzo el concierto de Fee Reega, acompañada por Daniel Acevedo. Y aquí viene lo bueno. La fortuna. Resulta que Dani, además de músico y otras historias, es poeta. Y resulta también que hace no mucho se puso en contacto conmigo y me envió sus poemas, que pronto visitarán este blog. El caso es que Dani me presentó a Fee Reega. Y Fee me cuenta que Dani le pasó uno de mis poemarios, El amor ya no es contemporáneo, y ella se lo estuvo leyendo en un viaje que hizo hace poco por Alemania. Bien. Empieza el concierto. Y, joder: qué buena es Fee Reega sobre un escenario. Qué magia. Y magnetismo. Qué voz. Y qué flipe cuando la escucho dedicarme uno de los temazos de Shoot, su último trabajo. No solo eso. Luego va y me lo regala:





¿Se puede ser más afortunado? ¿A que no? Pues sí. Se puede. Fotografiándome con ella y con Dani:




Gracias. Muchas. Unos regalos de lujo. Esta misma mañana estuve escuchando Shoot, y me parece un trabajo muy bueno. Pero todavía se puede ser más afortunado: tanto Dani como Fee habitan en mi barrio, a nada de mi casa. Un lujo, que no? Y bueno, el caso es que esta mañana, en el iTunes, me descargué otro disco suyo, de Fee Reega: La Raptora, que me tiene también totalmente enganchado





Así que despido ya este post, con este clip en el que Fee Reega interpreta Summer Wine, tema que también cantó ayer:






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.