Fotografía de CÉSAR TAMARGO

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

domingo, 27 de septiembre de 2015

David González: Versión libre de un poema de Fenton Johnson, con mi cariño para la gente del Aleatorio:





Pasado mañana, a estas horas, estaré camino de Madrid, en un perezoso autocar. Pasado mañana, 29 de septiembre de 2015, es el día de mi cumpleaños. 51 tacos. Creativa y espiritualmente, no los aparento. Mi madre, que también cumple años mañana, me ha dicho: Eso es porque no tienes hijos. A veces, en serio, me pregunto si realmente tengo algo. Y sí, claro. Lo tengo. Una cabeza llena de poemas, que es casi como tenerla, la cabeza, llena de pájaros. Y tengo, también, 51 tacos. Así que cuando Escandar Algeet me propuso leer entero El demonio te coma las orejas, se me ocurrió proponerle a Marcus que me dejasen leer entero también El hombre de las suelas de viento. Pero de esto ya te hablaré mañana. Ahora prefiero dejarte con un poema. Una versión libre, muy libre, de un poema de Fenton Johnson. Una versión adaptada al Bar Aleatorio y a tres de sus pilares: Marcus Versus, Carlos Salem y Escandar Algeet. A ellos, con tu permiso, les dedico este poema: 


            HARTO         

            con fenton johnson


estoy
            cansado de escribir, Lissy Jane:
            cansado de construir
            una civilización ajena:

            tomémonos un descanso, Lissy Jane:

            voy a bajar al aleatorio
            beber uno o dos litros de cerveza
            escuchar uno o dos poemas de salem
y          dormir el resto de la noche
            en uno de los sofás de marcus:

            tú dejarás
            que la chabola se pudra
            que la ropa de los ricos se haga polvo
y          que la iglesia baptista del calvario       
            se hunda en el barranco:

            te pasarás los días
            olvidando que te casaste conmigo
y          las noches buscando
            la cerveza que sirve escandar
            a las tías en la barra del aleatorio:

            arroja los niños al río, Lissy Jane:
            la civilización nos ha dado demasiados
y          es mejor morir
            que crecer y darte cuenta
            que eres pobre, poeta y maldito:

            arranca las estrellas de los cielos:

            las estrellas marcan nuestro destino:

            las estrellas marcaron el nuestro:

            estoy harto de la civilización, Lissy Jane:


            Fenton Johnson & David González


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.