Fotografía de CÉSAR TAMARGO

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

sábado, 2 de mayo de 2015

Charles Simic: Una mosca en la sopa:


Una mosca en la sopa, son las memorias del poeta Charles Simic, libro que me han regalado hace unos días, mogollón de gracias, con lo que ya solo me queda uno para completar mi biblioteca Simic en castellano. Ya sabes: cubierta y arranque del libro:




A ESTAS ALTURAS DE SIGLO LA HISTORIA DE MI VIDA NO PARECE TENER NADA DE PARTICULAR. Son tantas las personas desplazadas, tan dispares los destinos individuales y colectivos que han tenido que afrontar que sinceramente resulta imposible, para mí o para cualquier otro, afirmar que alguien posee un estatus especial en virtud de su condición de víctima. Sobre todo si se tiene en cuenta que lo que me sucedió a mí hace cincuenta años siguen ocurriendo en la actualidad en Ruanda, en Bosnia, en Afganistán, en Kosovo, entre los kurdos, humillados hasta la saciedad, y en muchos otros lugares. Cincuenta años atrás eran el fascismo y el comunismo los que amargaban la vida a la gente. Ahora son el nacionalismo y el fundamentalismo. Hace relativamente poco, por ejemplo, intenté ponerme en contacto con una poeta de Sarajevo cuya obra estaba traduciendo para incluirla en una antología. Sus editores fueron incapaces de localizarla. Había desaparecido. No era nunguna jovencita y tenía bastantes amigos, pero nadie sabía qué había ocurrido con ella en la confusión de la guerra.



Charles Simic. Una sopa en la mosca. Vaso Roto Ediciones, Primera edición, noviembre, 2010. De la traducción: Jaime Blasco. Dibujo de la portada: Víctor Ramírez. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.