Fotografía de CÉSAR TAMARGO

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

martes, 12 de mayo de 2015

Aleksandar Ristovic: Letrina de convento:




LETRINA DE CONVENTO

Al fondo del convento de las monjas
hay una pequeña letrina
con una puerta entreabierta y visitantes nocturnos.
Mientras una está adentro,
la otra aguarda su turno
con la nariz metida en un libro.
Y mientras la primera sale
arreglándose las ropas,
con la cara casi radiante,
la otra se acerca y se asoma,
espía por el oculto agujero
temblando de terror
de que eso que yace en el fondo
pueda brincarle en la cara
y dejarle una marca en la mejilla
con la forma de una diabólica cruz



Aleksandar Ristovic.

Traducción de Rafael Vargas.



Nota de David González: Este poema está en este libro de Charles Simic que estoy leyendo:




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.