Diseño de portada: INÉS PRADILLA sobre una Fotografía de JOSÉ MARÍA PÉREZ FERNÁNDEZ

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

viernes, 17 de octubre de 2014

Eavan Boland: Violencia doméstica (1):





VECINOS

Esta noche los cielos sobre Dundrum, excepcionalmente,
están libres de lluvia y despejados.

Ésta es la hora de la reunión.

Llamamos a los niños para que entren.
Guardamos las bicicletas y cerramos las puertas de los garajes.

Las estrellas trabajadoras están en lo alto. Se levantan y llevan

un niño, una gavilla de trigo, todo un horizonte.

Tienen hasta el amanecer para guiar
a los barcos en su curso, las brújulas quietas.

Cuando observamos las distancias nos perdemos en nosotros.

Todo parece próximo y resuelto.

Y brillante. Y uno al lado del otro.



Eavan Boland. Violencia doméstica. Ediciones de Baile del Sol, 2013. De la traducción: Antonio Linares Familiar. Diseño de cubierta: Ramón Buzón / UNOCOMA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.