Fotografía de CÉSAR TAMARGO

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

domingo, 13 de abril de 2014

Vicente Drü: 3785 mg (1):

El otro día, en Madrid, Inés Padrilla, editora de Canalla Ediciones, me dio este poemario, 3785 mg, del poeta Vicente Drü, al que escuché recitar en Gijón, en la librería La buena letra, a finales del 2012. Cada poema de este libro, y son unos cuántos, lleva por título el nombre de una enfermedad de carácter neurológico, y como subtítulo: el medicamento a ella asociado. Al final, hay un apéndice en donde se explican en qué consisten dichas enfermedades. Y bueno, te dejo en este primer post con uno de los poemas:



ULISES

Clobazam 15 mg

Me preguntaron ayer mi nombre
por culpa de una inclemencia del tiempo,
llovíann putas y naranjas a lo largo de los canales del río;
me preguntaron de mí
y del ingrato punto de convergencia.
Besábanse los leones y los vencejos,
ayer recordé mi nombre
entre el agua,
entre el paso,
entre las muchas cosas que odio.
Llovían a raudales
los poemas y las baladas,
los comedores de ocas,
los ancianos dispuestos a perderse por un roce;
me preguntaron ayer mi nombre:

- No me la vas a chupar -le grité- por mucho que me insistas.

Un pequeño niño corrió horrorizado
a llorar junto a su madre
y no volvieron a preguntarme mi nombre.
Y recogiendo mis mapas
volví a casa,
a nuestro nicho,
a olfatear tu espalda
en alguno de esos,
tus infinitos sueños,
a los que nunca me invitas.


El Síndrome del emigrante se vincula a la adaptación a un nuevo entorno, desarrollando estrés crónico, miedo, ansiedad ante la imposibilidad de cumplir las expectativas fijadas y una fuerte sensación de desarraigo.


Vicente Drü. 3785 mg. Canalla Ediciones, 2014. De la portada: Vicente Drü.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.