Dibujo de COVADONGA LÓPEZ CANALES

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

miércoles, 12 de febrero de 2014

Recital de Presentación: Colección de Poesía "Voces del Extremo": Ediciones Amargord:

Mañana, jueves, día 13 de febrero, en Madrid, en la librería asociativa Traficantes de Sueños, a las siete y media de la tarde, tendrá lugar un recital de presentación de la colección de poesía "Voces del Extremo", de Ediciones Amargord, con los siguientes poemarios: Auswichtz 13, de la poeta asturiana Ana Vega; Poesía de uso, de Antidio Cabal; y la antología Voces del extremo. Poesía y resistencia, en la que tengo el orgullo de estar incluido.


Participarán los poetas Gsús Bonilla, David Benedicte, Ivan Rafael, María Ángeles Maeso, Antonio Crespo Massieu, David Bobis, Matías Escalera Cordero y Alberto García-Teresa, y los versos de Ana Vega y Antidio Cabal.





Cuestionar la verdad. Una verdad que el ser humano parece negar ahora y
negarse también escondiendo en el núcleo de dicha hipocresía no sólo una
cobardía clara, también la desesperanza de quienes han perdido ya su condición
humana, esa especie de masa informe que siempre han intentado convertir en
instrumento de guerra, y de beneficio, todos aquellos que sigan encerrándonos
en campos de exterminio, quemándonos en la hoguera y colocando contra la
pared por no cosernos la boca a las entrañas mismas y cerrar así toda posibilidad
de expresión mínima. Anular al que consideran débil por la única razón de
atreverse a negar, activar su conciencia y defender todo aquello que otros
intentan ocultar por todos los medios para lograr así mantener su estatus y
también una mansedumbre generalizada.

Invoquemos pues el tiempo de la rebelión, conjuremos esta domesticación atroz
con la que adormecen nuestros cerebros.


Ana Vega (de Auswichtz, 13)





Si hay hambre, qué sentido tienen
el poder ejecutivo, el poder legislativo, el poder judicial,

y qué sentido tiene la Iglesia
y qué sentido el arte, y para qué valen
el Tribunal Supremo de Elecciones
y las misas los domingos,

morimos desnutridos cuando nos llevan al cielo


Antidio Cabal (de Poesía de Uso)




VEINTE GRAMOS DE RESISTENCIA

Sólo es una golondrina
en el cable del funambulista.

No será preciso ningún disparo:
Es un excedente de la cuadrilla,
el obstáculo interno de las fábricas.

No está hecha de excesos,
como el gran albatros,
ni son superfluas sus alas.
Sólo parece exagerado su impávido mirar.
Sobrantes sus horas extras de equilibrio.

A ratos mira el rastro de los que huyeron
y a veces, escucha en los tapiales
un clamor de loza o huesecillos
que repica en su tambor del pecho.

Con el pasado es fácil perder pie
y ella parece esperar algo
que aún tiene que dar la cara.

De vez en cuando ladea el cuello
y mira como si no llevara nada encima,
como quien ya no se pregunta
por dónde ha llegado a esto.

Sabe que no será preciso ningún disparo:
Bastará un simple dedo del pie dormido,
una trampa más del horizonte por acercarse
y la gota contenida en el lagrimal
será una tonelada. No asomará.

Así te alcanza su canción
de apenas veinte gramos.
Así, en las descargas eléctricas del mutismo,
se moverán los labios de quien ya no ves.


María Ángeles Maeso (de Voces del Extremo. Poesía y resistencia)



2 comentarios:

  1. Me encuentro aquí la golondrina, en qué buen nido, David, mil gracias, un hondo abrazo vallejiano, Mª Ángeles Maeso

    ResponderEliminar
  2. Las gracias a ti, Mª Ángeles, por tu poesía. Otro abrazo, fuerte, solidario.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.