Dibujo de COVADONGA LÓPEZ CANALES

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Desafié a los ricos, o más bien, dado que ellos son como son, a quienes los admiran. He luchado para sacar la cabeza del fango sin presentir jamás cómo al final sería derrotado. Si el poema fallaba estaba perdido:

William Carlos Williams.
Yo nunca he soñado, excepto con ustedes
para atracaros o mataros:

Denis Vanier

sábado, 8 de febrero de 2014

Carina Sedevich: Me llamaste para decirte que ya no te escriba:




Me llamaste para decirte que ya no te escriba
que estás formando una familia
que querés tener un hijo

y que yo
con mis provocaciones
no hago otra cosa que complicarlo todo.

Yo perdí dos hijos tuyos:
uno en febrero, para nacer en agosto,
otro en agosto, para nacer en febrero.

Es un día triste, pero
con una mano en el corazón
los he tenido muchísimo peores.


Carina Sedevich.

Este poema pertenece al libro inédito Escribió Dickinson, que aparecerá en abril de 2014 en la Colección Fénix de Poesía, Editorial Brujas, Córdoba, Argentina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.