Fotografía de VINCENT MINOR

La de David González es una causa perdida -y por eso mismo más noble- contra mil años de cuentos de hadas:

Ainhoa Sáenz de Zaitegui.
Necesitáis personas como yo... Necesitáis personas como yo para señalarlas con el dedo y decir: Ese es el malo... Y eso, ¿en qué os convierte a vosotros? ¿En los buenos?... No sois buenos... Simplemente sabéis esconderos. Sabéis mentir... Yo no tengo ese problema. Yo siempre digo la verdad, incluso cuando miento:

Tony Montana
Cómo ha cambiado irremediablemente mi vida. Siempre es el último día de verano y me he quedado fuera en el frío sin una puerta para volver a entrar. A lo largo de mi vida he dejado pedazos de corazón aquí y allí y ahora apenas me queda el suficiente para seguir viviendo. Pero fuerzo una sonrisa, sabiendo que mi talento sobrepasaba con mucho mi ambición. Ya
no hay caballos blancos ni mujeres guapas en mi puerta:

Georges Jung

jueves, 1 de diciembre de 2016

Poesía Nórdica (181): Stein Mehren (y 2):






PARA QUIÉN ESCRIBES

No escribo poesía por la poesía
El poema que lleva las señas de Nadie no llega a ningún lector
Pero el poema tampoco va dirigido a las direcciones
demasiado claras, a las más conocidas...

A los correligionarios se les escriben opiniones
A los amigos se les escriben confidencias
y a los conocidos se les escribe lo ya conocido
¡Yo escribo a Uno! ¡Dirección desconocida!

Escribo para aquel que sé que he de alcanzar
Mi lector desconocido. Aquel que encuentra el poema
inesperadamente como una botella con mensaje en el mar del tiempo
y sabe: ¡Esto se ha escrito expresamente para mí!

No como una respuesta a una pregunta conocida
sino como palabras nuevas a una pregunta desconocida
que busca y rebusca dentro de mí... Porque así es
yo escribo un poema para el más próximo de los lectores

El que abre el poema, ahora, mañana o
dentro de cien años. Él es el desconocido
que puede reconocerme. ¡Él sabe que este
precisamente este poema lo ha buscado a él!



Stein Mehren. Afinidades afectivas. Libros del Innombrable, 2002.

Traducción de Francisco J. Uriz.


Poesía Nórdica (180): Stein Mehren (1):





HACIA UN MUNDO DE LUZ

Para el que ama
las estaciones del año son puertas abiertas
y tú tienes que entrar

Y todo lo que amas
nacerá de ti
si tienes tiempo y te atreves
a amar todo lo que crece en ti

Porque tú eres el
que ama y es amado
el que siembra y es sembrado
Hacia un mundo de luz
va tu vida. Semilla y oscuridad, ambas



Stein Mehren. Poesía Nórdica. Ediciones de la Torre, 1999.

Traducción de Francisco J. Uriz.


miércoles, 30 de noviembre de 2016

Jack Kerouac: Mundo soplado por el viento (y 6):






LONG ISLAND

EL TRANCE EN MI EXTRAÑA CASA
La noche del eclipse de luna, 12 de abril de 1949, 11 PM, tuve un sueño y un trance, en mi extrañísima casa de Ozone Park... y con eso quiero decir que de pronto se trataba de la misma casa ambigua de mis sueños, con muchos significados y existencias, como una excelente palabra bien plantada en una línea de prosa o poesía. Era la misma casa que en ocasiones tiembla... y que en vez de encontrarse en Crossbay Blvd., quedaba en los confines del mundo.
    Más temprano ese día, aquel al que conocemos como Allen Ginsberg y yo, discutimos acerca del "extraño velado". Esto parte de un sueño que tuve sobre Jerusalén y Arabia hace mucho tiempo. Viajando por un camino polvoriento del desierto blanco, desde Arabia hasta la Ciudad Protectora, vi que inexorablemente era perseguido por un Caminante Encapotado con una vara, que lentamente ocupaba y atravesaba las llanuras a mis espaldas, levantando lentamente una cortina de polvo. No sé cómo me di cuenta de que me seguía, pero si llegaba yo a la Ciudad Protectora antes de que me atrapase, sabía que estaría a salvo. Pero esa es otra cuestión. Esperé en una casa del otro lado del camino para abordarlo, con un rifle: pero sabía que ninguna arma me salvaría. Allen quería saber quién era y qué significaba todo esto. Yo me aventuré a decir que era

    "LEJOS, AL OTRO LADO DE UN PAISAJE PERDIDO"

simplemente uno mismo, escondido tras un velo.



Jack Kerouac. Mundo soplado por el viento. Editores Argentinos, 2015.

Traducción de Martín Abadía.


Robert Crumb: Héroes del blues, el jazz y el country (y 3): Shelor Family:









Robert Crumb. Héroes del blues, el jazz y el country. Nórdica Libros, 2016.


Poesía Nórdica (179): Kjell Heggelund:




Sitio Web de la Imagen



DISCULPAS

Tú no puedes exigirme
oro ni plumas ni estepas infinitas
en cambio yo tengo mucho que ofrecerte:
perdón, disculpas, etc.
y cuando todo eso se haya gastad
una nueva ronda:
perdón, disculpas, etc.
así es que ya ves
que no puedo ofrecerte gran cosa



Kjell Heggelund.

Varios Autores. Poesía Nórdica. Ediciones de la Torre, 1999.

Traducción de Francisco J. Uriz.

martes, 29 de noviembre de 2016

Ana Pérez Cañamares: De regreso a nosotros (y 4):



Quererte no me servirá
para comprender el amor

también los buceadores
olvidan la idea del mar.






De cada continente pasan náufragos
bajo el cielo de nuestra ventana

sus voces hilvanadas sobre el agua
son faros que nos llaman a tierra

pero no queremos, no queremos
la protección de playas o de puertos

a este océano de sábanas
no hay península o sirena

que lo interrumpa en su santo regreso
hacia nuestra soledad y la noche.



Ana Pérez Cañamares. De regreso a nosotros. Ya lo dijo Casimiro Parker, octubre 2016.



Robert Crumb: Héroes del blues, el jazz y el country (2): Lil Hardin:










Robert Crumb. Héroes del bues, el jazz y el country. Nórdica Libros, 2016.